fbpx

3 formas de montar tu negocio de viajes SIN dejar el trabajo

Índice de contenidos

En el artículo de hoy voy a responder una pregunta que me han hecho mucho los emprendedores que quieren empezar un negocio de turismo:

Cuando alguien empieza un negocio, ¿cómo puedo montar mi negocio de viajes sin dejar el trabajo? ¿Es mejor mantener mi empleo por cuenta ajena o renunciar a él?

Si alguna vez te has preguntado lo mismo, asegúrate de leer hasta el final. Ya que voy a contarte al detalle cuáles son las actividades que puedes ir adelantando dentro de tu emprendimiento que te generarán el 80% de los resultados. Y solo invirtiendo el 20% del tiempo.

Muchas veces asumimos que los emprendedores exitosos alcanzaron el éxito gracias a que tomaron grandes riesgos. Eso nos lleva a pensar que la única forma de lograr emprender con un negocio de viajes online o presencial pasa por dar un salto de fe y dejar el trabajo para dedicarse al negocio a tiempo completo.

Y no te voy a negar que hay varios emprendedores que así lo han hecho (en mi caso no renuncié pero fui despedida justo cuando estaba iniciando Guianza Libre). Pero si en tu caso dar ese gran salto te genera inseguridad y te hace perder el foco, debes plantearte si realmente te merece la pena hacerlo de esta forma.

Piensa que montar un negocio de viajes sin dejar tu trabajo te permitirá construir una propuesta de valor sólida y verlo crecer paso a paso. Cuando lo haces sin esa seguridad que te da tu empleo, el foco lo tendrás puesto, en el 95% de los casos, en obtener ingresos en el corto plazo. ¿El motivo? Pues que al iniciar tu negocio deberás asumir una serie de costes aún cuando todavía no estés generando ingresos suficientes. En resumen, que vas a estar padeciendo durante todo el tiempo una urgencia económica que va a coartar tu creatividad y tu calma para tomar las mejores decisiones.

Cómo comenzar tu negocio de viajes sin renunciar al trabajo de manera efectiva

Por todo lo que te he contado, lo mejor es que apliques una de estas 3 formas de comenzar tu negocio de viajes SIN renunciar a tu trabajo. Sé que te puede parecer que es una estrategia muy difícil o imposible de abordar. Pero te aseguro que sí, que puedes ser un emprendedor y mantener un empleo formal al mismo tiempo.

1. Gestiona el tiempo y las tareas de forma inteligente

Como sabes, se trata de trabajar inteligentemente y no arduamente. Pero ¿cómo se traduce esto en la realidad de un negocio?

La clave está en que optimices las horas que tienes disponibles para dedicar a tu negocio. Utiliza un calendario y una agenda para planificar de forma estratégica las metas que quieres lograr.

Luego, realiza el listado de tareas que necesitas llevar a cabo para conseguir cada una de esas metas. El siguiente paso es agrupar las tareas similares para que puedas trabajar en ellas de forma más eficiente. Por ejemplo, tomar un día de la semana específico, digamos los martes, para trabajar en formarte; los viernes para planificar tus publicaciones de redes sociales, etc.

Otra estrategia que te ayudará con la optimización de tu tiempo es planificar las reuniones y las llamadas durante tus horas más tranquilas del día. Guarda las horas en las que sientes que eres más productivo y creativo para tus trabajos más importantes.

Y finalmente, asigna una fecha límite para las tareas y proyectos. Así evitarás procrastinar.

Para aprovechar al máximo el tiempo, debes:

  • Eliminar las distracciones (redes sociales, interrupciones…).
  • Evitar realizar varias tareas a la vez, mejor de una en una.
  • Evitar programar reuniones, llamadas y citas innecesarias (en otras palabras, aprender a decir no).
  • Tomar descansos en intervalos periódicos (serás más productivo si haces una pausa de 5 a 15 minutos, al menos una vez cada hora).
  • Organizarte y planificar con la mayor antelación posible.

2. No trates de hacerlo todo por ti mismo

Delegar tareas

Algo que debes tener muy presente es que cuando montas tu negocio sin renunciar a tu empleo no vas a disponer de 8 horas diarias a tu emprendimiento. Y es que no importa cuántos trucos y consejos pongas en práctica para incrementar la productividad y gestionar mejor tu tiempo. El día sólo tiene 24 horas, y para funcionar al mejor nivel posible, necesitas dormir 8 de esas horas.

Es decir: si estás 8 horas en tu empleo por cuenta ajena (o jornada parcial, según el caso) + 8 horas para dormir, te quedarán solo otras 8 para dedicarle a tu negocio, a tu familia, a hacer deporte, los quehaceres de casa…Lo mires por donde lo mires, no te dan las cuentas.

En este sentido, los emprendedores y dueños de negocios inteligentes y exitosos entienden que:

  • Existe un límite en las cosas que pueden hacer personalmente.
  • No son expertos en todos los aspectos del manejo de un negocio (y eso está bien).
  • Pueden delegar en otras personas las tareas que les desagradan o en las que no son buenos.

Si has intentado todo para compartir tu tiempo entre tu negocio y tu trabajo formal, y todavía sientes que le faltan horas al día para cumplir con todo, entonces es hora de pedir ayuda. Esto no significa que tienes que asumir la carga de contratar empleados, ya que tienes la opción de subcontratar un sinnúmero de tareas a través de freelancers y contratistas.

Para comenzar, haz una lista de las tareas que odias realizar y delega todo lo que puedas de esa lista. A continuación haz otro listado de tareas que te consumen tiempo, pero que no necesariamente requieren de una destreza o conocimiento especial. Esas, delégalas en una persona debidamente entrenada y así podrás librarte de esa responsabilidad.

Así, te aseguro que te sentirás más tranquilo, más feliz y con más energía para enfocarte en lo que realmente amas.

¿Todavía no tienes claro qué tareas podrías subcontratar?

Sé que cuando te propones delegar por primera vez da un poco de vértigo. Quizás sea porque sientes que delegar es dejar en manos extrañas el negocio por el que tanto estás luchando. Pero créeme que no es así. Recuerda: delegar significa tener tiempo para dedicarte a la parte de tu proyecto en el que más brillas.

Para ayudarte con todo esto, te presento un listado de tareas comunes que un freelancer talentoso o un proveedor externo podrían realizar por ti:

  • Desarrollo y gestión de tu sitio web.
  • Solución de problemas técnicos.
  • Diseño gráfico.
  • Redacción de artículos de blogs o creación de cualquier tipo de contenido.
  • Manejo de redes sociales.
  • Contabilidad.

En mi caso, una de las cosas que primero delegué fue todo lo relacionado a la parte más tecnológica del negocio.

3. Empieza creando las bases de tu negocio y haciendo pequeñas pruebas hasta que generes tus primeras ventas

Como te lo digo siempre, no es necesario sentir el vértigo de dar un salto de fe muy grande. Lo más inteligente (y seguro) es ir trabajando las bases de tu negocio poco a poco. De este modo, irás adquiriendo los conocimientos y destrezas que necesitas para construir las bases de tu negocio de manera sólida.

Estas son:

Ya lo ves: es posible emprender tu negocio de viajes sin dejar tu trabajo de manera exitosa

Y todo esto lo puedes hacer a tu propio ritmo y manejando tu tiempo con nuestro programa Campamento Base que te permitirá dar esos primeros pasos en firme para construir tu emprendimiento de turismo y sin renunciar a tu trabajo.

Si te ha surgido alguna duda sobre lo que te he contado o quieres compartir tus impresiones, no dudes en dejarnos tu comentario o pregunta acerca de emprender en turismo. ¡Te leeremos y responderemos encantados!

Por...

Si te resulto interesante, puedes compartir este contenido

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp

Más contenido que podría interesarte...

2 comentarios

    1. Hola Ivette gracias por tu comentario!

      Para iniciar todo negocio hay que invertir tiempo y dinero. Y por supuesto que se puede desarrollar de forma online.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *